Hisopos: ¿por qué deberíamos dejar de utilizar?

Tengo que admitir que yo soy la loca de los hisopos.

Me da un poco de vergüenza tener que contar esto acá jaja, pero bueno para eso tengo el blog, para poder compartir mis experiencias.

El hecho es que yo puedo utilizar 4 hisopos por día, porque me encanta la sensación, y porque me da mucha rasquiña, me desespero y bueno… no lo resisto y tengo que utilizarlo.

Yo estoy totalmente consciente de que es malísimo para la salud y que no deberíamos utilizarlo, pero bueno, yo soy bastante terca y no me preocupaba con eso.

Sin embargo, hay algo que cambió totalmente mi manera de pensar y infelizmente no fue por la salud, si no que por el medio ambiente.

Sí, exactamente esto! Es increíble como un producto tan pequeño pueda hacer tanto daño al medio ambiente. Con decir que es uno de los principales residuos plásticos que contaminan playas, ríos y mares.

De acuerdo con la Marine Conservation Society, los hisopos fueron el sexto elemento más encontrado en las playas británicas hace 2 años. Los europeos tienen el hábito de tirar los bastoncillos por el inodoro y ellos van a parar en los océanos amenazando seriamente la vida marina.

Hisopos: ¿por qué deberíamos dejar de utilizar?

Entonces si podemos cambiar algo que hace daño a salud de nuestro oído, que perjudica el medio ambiente, ¿por qué no hacerlo?

Fue pensando así que tomé la decisión de que ya no compraré más este producto.

En un viaje que hice a San Andrés, en Colombia, había comprado literal 1000 hisopos por un precio super barato, ¡y ahora parando para pensar… es una LOCURA!

También es muy loco pensar en la cantidad de productos que existen y que dañan nuestro medio ambiente.

Creo que antes tarde que nunca para poder cambiar esta realidad que estamos viviendo, es muy triste saber que hasta 2050 vamos a tener más plástico que peces en el océano.

¿Este es el mundo que queremos para nosotros y para nuestras próximas generaciones? Creo que no, pero también siento que las personas tienen los ojos vendados y que no quieren ver la realidad.

O que tal vez si ven la realidad, pero prefieren ignorar y no hacer parte del cambio. Porque es más fácil, ¿cierto? Ignorar, seguir comprando productos que no son reciclables y dañando el medio ambiente con actitudes como tirar la basura en la calle, en las playas y etc.

De verdad espero que podamos cambiar todo lo que viene sucediendo, somos cada vez más los que estamos creando consciencia y que estamos cambiando poco a poco.

Yo vengo con este cambio hace unos años, no es fácil, he dejado de ser vegetariano, he vuelto a comer carne, he vuelto a ser vegetariano y ahora además de ser vegetariana, estoy tratando de ser una persona minimalista, basura cero y más sustentable.

Son pequeñas actitudes que cambian el mundo, así que voy a seguir en este proceso hasta lograr llegar a dónde quiero y estar feliz en poder ser parte del cambio.

Así que bueno, quiero finalizar el post con dos alternativas que podemos utilizar para reemplazar los hisopos de plástico.

  1. Los hisopos biodegradables: Sí, ya existen y se pueden encontrar normalmente en tiendas sustentables.
  2. Utilizar la toalla, que es el método correcto según los especialistas.

Espero que de alguna manera haya servido este post!

Cualquier duda y/o sugerencia puedes dejar en los comentarios 🙂

Ahh y un pedido especial, será que podrías seguirme en Instagram? Gracias!! @cosasdeanas

Besos con cariño

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest
Ana Amaral

Ana Amaral

Te podría interesar...

¡Haz parte de la comunidad!

Recibe las últimas novedades en tu email.

Ir arriba